Técnicas para saber si su emprendimiento es viable financieramente

técnicas-para-saber-viabilidad-de-negocio

Un negocio siempre enfrentará a sus realizadores a la disyuntiva de si prosperará o fracasará. Evidentemente siempre será el deseo que cada emprendimiento, cargado de esfuerzos humanos y financieros, prospere. Sin embargo las coyunturas socioeconómicas determinarán en el largo plazo esta continuidad. La manera más fácil de minimizar los riesgos del fracaso son entonces las planeaciones previas a llevarlo a cabo, entre las que se encuentran principalmente las de mercadeo o comercial, producción u operativa, administrativa, jurídica y financiera.

La viabilidad económica evidentemente es el enfoque del análisis financiero. Sin desmeritar los otros aspectos, este análisis es el que al final de cuentas determinará si el negocio se podrá en marcha o no. Técnicamente evaluar el aspecto financiero implica la utilización de conceptos como el Valor Presente Neto (VPN). Este es un valor que resulta de comparar la inversión inicial contra la sumatoria de los valores presentes de los flujos de caja que emita el nuevo negocio

Luego de efectuar la comparación, podemos ver que si el resultado es un valor positivo, entonces el negocio será viable. Lo que el inversionista debe tener en cuenta a la hora de desarrollar su idea es el costo de oportunidad que le representa emprenderla, al no fijarse en otras alternativas.

Otro indicador técnico para evaluar la rentabilidad de un emprendimiento es la Tasa Interna de Retorno (TIR). Esta es la tasa de rentabilidad promedio que emite un proyecto de inversión, que de nada serviría si no se compara con los retornos que ofrecería una idea alternativa para el inversionista. Para que un proyecto sea viable su TIR debe ser superior a esta tasa de oportunidad.

A pesar de la terminología, los análisis no tienen ninguna ciencia de otro mundo. Para realizar los dos cálculos anteriores, es necesario entonces elaborar la proyección del estado de resultados y del flujo de caja (Ingresos menos egresos tanto operacionales como financieros). El trabajo para la proyección de los flujos de caja con los cuales se calcula el VPN y la TIR es tan importante, que si queda desfasada o con características fuera de la realidad, es fácil poner en riesgo la inversión.

Lo importante de tener en cuenta recursos técnicos como estos o algunos más radica en que es útil en todo tipo de emprendimiento, sea una tienda de barrio o una nueva línea de negocio. Además de la evaluación de mercados, de legislación jurídica, la de fabricación o producción del producto, y la del mínimo de recursos humanos necesaria para llevar una idea a cabo, la rentabilidad económica y el manejo de los recursos determina desde el inicio la factibilidad de llevar a cabo una inversión.

Vea más sobre el tema  en http://www.finanzaspersonales.com.co/opinion/articulo/saber-si-mi-negocio-es-rentable/60424 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *