Monthly Archives: Agosto 2016

¿Qué caracteriza a una empresa que triunfará en el futuro?

Qué-caracteriza-a-una-empresa-que-triunfará-en-el-futuro

A pesar de que el futuro es incierto y que un gran porcentaje de las decisiones del presente determinarán la prosperidad de una compañía, hay señales que aumentan evidentemente las probabilidades de que una compañía sea exitosa. Estas señales, que caracterizan a las empresas “a prueba de futuro” están determinadas por la coyuntura económica reciente, las asociaciones económicas en boga, y la consciencia social que despierta el cuidado del medio ambiente. Aquí presentamos algunas de estas señales que pueden hacer ver desde ahora que una compañía va por el camino correcto:

  1. Respeto e integración con el medio ambiente: no es cuestión solamente de una tendencia social moderna, sino una necesidad. La empresa anti futuro debe condenar y censurar las conductas que hagan daño al medio ambiente. Este aspecto es fundamental no sólo por el bien del medio ambiente sino también para contemplar directamente la sostenibilidad del negocio en el tiempo. Un ejemplo claro de ello es la teorización que se maneja actualmente sobre la caducidad de los combustibles fósiles y la implementación cada vez más común de utilización de energías renovables en sistemas productivos. Estas compañías se obsesionarán por reducir la probabilidad de obsolescencia y promoverán ampliamente el reciclaje y la reutilización.
  2. Ofrecer productos guiados por la conveniencia: esta característica muestra su importancia por el hecho de que los productos con diseños más convenientes funcionalmente, mejor aspecto y con gran acumulación emocional en el cliente o usuario, tienden a permanecer más en el tiempo, por lo que resulta mejor para el usuario y para el oferente. Cabe preguntarnos aquí ¿estamos llegando al fin de la obsolescencia programada? ¿queremos nuevamente productos duraderos y con alta funcionalidad? El panorama socio-ambiental parece mostrar que así es.
  3. Importancia de la economía colaborativa: las nuevas condiciones económicas están guiando a las compañías a tener alta participación de la colaboración con varios actores dentro de sus procesos suprimiendo en un primer momento las integraciones verticales. Las empresas de alta cooperación con otros agentes nacen grandes gracias a la integración dada por el uso de la tecnología. La estrategia está en la distribución del valor entre los diferentes aportantes al proceso, así como la creación de grandes ecosistemas empresariales.
  4. Cultura organizacional a prueba de todo: las empresas “a prueba de futuro” se dinamizan en un ambiente cultural flexible, adaptable, innovadora, resiliente, que se adapte a los cambios inesperados y que sobre todo tenga la capacidad de reinventarse. La cultura del “todo se puede” llevará a estas compañías a desprenderse del individualismo para garantizar su existencia en el tiempo con la base que la agilidad y eficiencia que esta requiere.
  5. Cambios drásticos en el liderazgo: se puede decir que estas empresas son lideradas por personas elegidas por sus colaboradores y clientes. El liderazgo puede ser algo espontáneo que se manifiesta en personas con el conocimiento, la experiencia y la capacidad de guiar a los demás hacia un objetivo. Si su organización quiere preservarse en el futuro dígale adiós a los líderes impuestos.
  6. Colectivización del poder y red de compromisos: el poder no es jerarquizado sino colectivo. Este se ejerce mediante la conformación de equipos colaborativos encargados de funciones especiales que tienen la capacidad de adaptarse a los cambios que presente el medio en el que se mueven. La idea es potencial las capacidades del individuo en cada grupo, por lo que cada persona y  grupo sabe exactamente lo que tiene que hacer.

Las organizaciones empresariales a prueba de futuro lo son porque no esperan que el futuro los sorprenda, sino que son conscientes de que este existe y que lo que hay que hacer es adelantarse a su llegada minimizando al máximo los efectos negativos que este traiga consigo. Esta propiedad y la capacidad de cooperar en la creación de ecosistemas de negocios es lo fundamental para que una empresa de hoy viva en el mañana.

Fuente: Dinero